.
.

MUSEO ARQUEOLÓGICO DE VILLENA JOSE MARÍA SOLER

Entre los numerosos museos arqueológicos municipales de la provincia de Alicante merece ocupar un lugar destacado el Museo Arqueológico de Villena. Esto se debe a que en su interior guarda una de las piezas más importantes de la arqueología no sólo española, sin europea. Se trata del Tesoro de Villena, el que podemos calificar como el tesoro más importante de la arqueología de la Península Ibérica y uno de los más importantes de la arqueología Europea. Más información sobre el Tesoro de Villena y su lugar de aparición en este enlace.

El Tesoro de Villena
Ya sólo por la contemplación de este conjunto de piezas aúreas creado por expertos orfebres de hace 3.000 años merece la pena visitar la localidad de Villena, y de hecho el Tesoro de Villena es junto al castillo de la Atalaya el hito de atracción principal de esta localidad levantina. Pero quizás el tesoro de Villena, debido a su importancia internacional, oculta con el esplendor de ese oro de cuencos y pulseras perfectamente trabajadas, la importancia de otras piezas que se guardan en el museo.

El museo arqueológico se encuentra en el centro de Villena, en el mismo edificio que el ayuntamiento. Ciertamente la exposición museográfica ha quedado un poco anticuada, y quizás el museo merecería una reforma que lo modernizara y expusiera las piezas resaltando mejor la gran importancia que tienen.

El tesoro de Villena se encuentra en un arcón blindado y comparte espacio con el llamado Tesorillo del Cabezo redondo. Este conjunto de orfebrería está mal llamado tesorillo, ya que es un auténtico tesoro, de los más importantes de la Edad del Bronce. Aunque no llega a la altura de la importancia del tesoro de Villena, si lo comparamos con otros tesoros encontrados de esta época veremos que se trata de un hallazgo también de extraordinaria importancia. De hecho el nombre de Tesorillo, en diminutivo. le viene de su comparación con el Tesoro de Villena. Pero aunque parezca mentira Tesoro y Tesorillo no son las únicas joyas de gran relevancia arqueológica que guarda el museo.




Arracada de la Condomina 
En una vitrina, pasando un poco desapercibida para el visitante ya que tendría que estar resaltada como la pieza arqueológica excepcional que es, está la llamada arracada de La Condomina. Se trata de un gran pendiente o colgante que fue realizado en tiempo de los íberos. La arracada de La Condomina, es, de hecho, la que podemos considerar mejor pieza de la orfebrería Ibérica de lo que fue la Contestania, el territorio íbero que ocupó, enre otros territorios, la actual provincia de Alicante. 
También de tiempo de los íberos cabe destacar el completo ajuar encontrado en una de las tumbas del poblado ibérico del Puntal de Salinas. Era la tumba de un guerrero y en ella se encontró una completa panoplia de armamento con falcata, la famosa espada ibera, un cuchillo afalcatado, una lanza, los restos de lo fue el enmangue de un escudo, etcétera. En la tumba también apareció una pequeña pieza sumamente rara. Un colgante o amuleto dedicado al dios de los caballos
.
Ajuar de la tumba de guerrero del Puntal de Salinas
También llamará la atención del visitante del Museo Arqueológico de Villena los enterramientos de la Edad del Bronce realizados en grandes tinajas que se encontraron en el Cabezo Redondo, el mismo lugar donde apareció el tesorillo. Otra pieza que llama la atención  es la  espada o gran cuchillo de bronce que se encontró en un enterramiento en el Peñón de la zorra. 
Peine del Cabezo Redondo
Muy curioso también es el peine de marfil de elefante procedente también del Cabezo redondo. Su conservación es extraordinaria. Además el material utilizado, colmillo de elefante que tuvo que ser importado de tierras lejanas, debió dar un valor especial a este peine para las gentes que lo usaron hace más de 3.300 años.
De otro poblado de la Edad del Bronce, de Terlinques, merecen destacarse los restos de esteras y cestos elaborados con fibra vegetal conservados gracias a su carbonización en un incendio. La importancia de estos hallazgos es la dificultad de encontrar objetos realizados con fibras vegetales de tanta antigüedad, debido al carácter perecedero de este material.
Dama de Caudete
Otras dos piezas hay que destacar del espacio del Museo Arqueológico de Villena dedicado a los íberos. Una es la leona de Zaricejo, una escultura ibérica de una leona de la que se conserva gran parte de la cabeza, y la otra es la llamada Dama de Caudete, encontrada en el municipio de Caudete, provincia de Albacete. 
Por último mencionar la industria lítica de la Cueva del Cochino, que seguramente fue elaborada por los neandertales y que son las muestras de ocupación humana más antigua del municipio de Villena. Más información sobre la Cueva del Cochino en este enlace.
En definitiva, el Museo Arqueológico de Villena recoge una excelente muestra de los hallazgos de los yacimientos arqueológicos del municipio villenense que por otra parte es de una riqueza arqueológica excepcional. Este importante patrimonio arqueológico empezó a ser estudiado y difundido en el siglo XX por José María Soler, descubridor del tesoro de Villena, investigador y arqueólogo al que se ha dedicado el nombre del museo
La visita al Museo Arqueológico de Villena es imprescindible para cualquier amante de arqueología. No sólo deberemos detenernos en el extraordinario Tesoro de Villena, sino valorar las otras piezas comentadas ya que cada una de ellas en muchos otros museos arqueológicos podrían ser la pieza principal de la exposición.

Ir a índice de rutas


2 comentarios:

  1. Encantados de haberte recibido en nuestro museo. Muchas gracias por el post, nos encanta. Enhorabuena ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por vuestro comentario. Me encantó el museo y espero que este post y los vídeos que he publicado en el canal YouTube sirvan para que sea un poquito más conocido. Sin duda lo merece.

      Eliminar